K de Kilos

Este post bien podría ser de los kilos que llevo aumentados gracias a la ansiedad que empezó no con la cuenta regresiva sino con el inicio de los preparativos para aplicar a la Working Holiday. Pero no, eso lo dejo para las charlas de café con amigos o las reuniones familiares, no es necesario que les cuente todos los detalles de cómo los nervios hicieron que mi apetito se abriera considerablemente. Los kilos de los que vengo a contarles hoy son los de mi mochila.

kilos
Foto: Pinterest

A ver… quien nunca viajó con mochila por ahí no entiende muy bien por qué es tan importante cada gramo que pones adentro, pero estoy segura de que los que alguna vez cargaron una en sus hombros saben de qué les hablo. Resulta que hace un tiempo decidí plantearme un objetivo que probablemente no podré cumplir, pero que aún sigue dando vueltas en mi cabeza. Lo nombré el #Desafío7Kilos y, por lo menos, hasta que termine de armar la mochila, voy a seguir insistiendo con que ese es todo el peso que quiero llevar.

La verdad es que no hay una explicación para que sean 7 y no nueve o para no jugármela intentando reducir todo al máximo y cargar sólo 5. Dije 7 porque fue el primer número que se me vino a la cabeza y porque considero que sería una buena cantidad de kilos para mis hombros. El problema es que, aunque no lleve mucho, las cosas pesan y todo, por chiquito que sea suma y probablemente, terminen siendo un poco más. Pero tengo un máximo. Me niego a llevar más de 10 kilos y si lo pienso bien, me parece mucho.

Cuando viajé a Asia mi mochila estaba prácticamente vacía y pesaba 13. A medida que fui dejando cosas en el camino, no sólo la mochila sino también mi cuerpo se empezó a sentir más liviano y creo que es por eso, que esta vez me propuse llevar todavía menos. O por lo menos cosas que pesen un poco menos.

Aunque todavía no terminé de separar las cosas que me voy a llevar a Australia, ya tuve que resignar cosas que incluso preparé para este viaje.Por ejemplo, de las mil postales y señaladores que imprimí, tal vez llevé 100 como mucho y los dejaré para buscar en algún regreso a Buenos Aires antes de seguir viaje por Asia (pensándolo bien, en Australia vamos a estar trabajando y es preferible dejar este recurso para lugares en los que no tengamos otra opción).

Supongo que estos días que quedan serán de organización, de elegir y descartar, de decidir qué cosas son realmente útiles para llevarme desde ahora y que otras puedo reemplazar allá. Podría decirse que con este post empieza oficialmente el #Desafío7Kilos que espero poder cumplir, o al menos acercarme. Algunos dicen que estoy loca, que 7 kilos es muy poco para tanto tiempo de viaje pero yo creo que cualquier cosa que pueda llegar necesitar eventualmente, la puedo conseguir allá y no cargarla sin sentido desde ahora.

#Desafío7Kilos, no te tengo miedo!

Este post pertenece al juego “Días de Abecedario” (Dinámica Creativa de Caminomundos), un post centrado en una palabra por cada letra del abecedario. Para ver el desarrollo completo de mi desafío podes hacer click acá.

Recordá que viajar con seguro de viaje es muy importante.

¡Encontrá acá los mejores precios y promociones de asistencia al viajero!

Opt In Image
¡Viajemos juntos!
¡Suscribite por mail y acompañame!

- Estamos dando la vuelta al mundo, ¡danos la mano y vení!

- Recibí los mejores Consejos Viajeros

- No te pierdas información útil sobre visas, vacunas y todo lo que necesitas

- Reflexioná conmigo y animate a cumplir tus sueños

(Solo te enviaré un correo cuando haya novedades. Nada de SPAM, yo también lo odio)

3 comments

  1. Martín 22 septiembre, 2014 at 12:28 Responder

    Quizás es medio radical. 10 kg máximo estaría bien. Realmente no necesitás más que yerba, yerba y mucha yerba. Ropa podés comprar en el K-Mart o similares. Todo desde 1 dólar, máximo 10 por un jean. Productos de perfumería o similares en cualquier supermercado marca Homebrand hay shampoo de 500 ml por 1.50 dólares, igual que crema de enjuague, toallitas, todo Homebrand. Vas a estar trabajando así que vestirte “bien” quedará para, a lo sumo, una vez por semana, así que no se necesita nada realmente.

  2. Paula 28 septiembre, 2014 at 11:11 Responder

    Últimamente andaba pensando en esto, jajaja cuántos kilos serán necesarios (suficientes, vamos, que por mí que sea la casa entera) para llevar? Es unan buena idea viajar liviana, llevar lo imprescindible para las primeras semanas y de última allá se conseguirá lo necesario (y creo que hasta saldrá más barato que acá)

Dejame un mensaje!